Recetas fáciles para hacer con niños

Para que los pequeños de la casa se sientan grandes chefs, os traemos un par de recetas fáciles de elaborar pero vistosas para conseguir un resultado llamativo con el mínimo esfuerzo.

 

HUEVOS BROWNIE

Ingredienteshuevos

Una docena de cáscaras de huevo XL
200 gr de chocolate para fundir
125 gr de mantequilla a temperatura ambiente
3 huevos grandes
200 gr azúcar
125 gr de harina
3 cucharadas de cacao puro en polvo
Un poco de sal

Modo de preparación

Primero de todo, vaciamos los huevos y limpiamos la cascara. Para ello, hay que hacer un agujero mínimo en los extremos del huevo, con la punta de un tenedor o de un cuchillo afilado, con cuidado de que no se rompa. Para vaciarlo, lo dejamos caer o podemos acelerar el proceso soplando por uno de los extremos que hemos agujereado anteriormente. Una vez vacío, lo limpiamos con agua y lo vaciamos para dejarlo secar.

Una vez tenemos el envase, procedemos a la preparación del brownie. En un bol derretimos la mantequilla en el microondas, agregamos el chocolate troceado y lo removemos para fundirlo. En un recipiente aparte, batimos los huevos con el azúcar hasta que se disuelva del todo, añadimos la mantequilla y el chocolate una vez templados (para que no se cocine el huevo) y, por último incorporamos la harina, el caco y la sal. Lo removemos hasta obtener una mezcla homogénea.

Por otro lado, introducimos un poco de aceite en el interior de la cáscara de huevo y lo repartimos por la superficie antes de hacer lo mismo con la masa. Para ello, hay que disponer de una manga pastelera o una jeringuilla (como las de los medicamentos para niños). Rellenamos hasta 3/4 partes de la cáscara, 1/2 si el bizcocho lleva levadura. Horneamos los huevos 20 minutos a 180º, lo ideal es que la masa salga y así sabremos cuando están listos aunque se debe limpiar cuando éstos aún están calientes.

Los dejamos enfriar y servimos en una huevera, completamente cerrados para sorprender en la mesa o bien sin la parte superior (como un huevo pasado por agua) con una hoja de menta que los transforme en una original maceta.

 

CUPCAKES NIDO

Ingredientes

Para la base:cupcakepollos

½ vaso de harina de trigo (110g)
110g de margarina
½ vaso de azúcar glass
2 huevos
Una cucharadita de levadura
Un poco de sal
40g de almendras tostadas

Para la decoración:

150g de margarina
Una cucharadita de extracto de almendras
¾ vaso de azúcar glass (100g)
40g de chocolate blanco
Almendras recubiertas de chocolate blanco
Gelatina para crear los picos y las alas
Una cucharadita de chocolate negro derretido
100g de almendras picadas

 

Modo de preparación

Primero de todo, mezclamos la margarina con azúcar hasta que la masa quede ligera y esponjosa. Gradualmente añadimos los huevos, mientras seguimos batiendo. Añadimos la harina mezclada con la levadura y la sal y batimos  hasta que todos los ingredientes se mezclen para después incorporar las almendras tostadas removiendo suavemente con una cuchara. Rellenamos los moldes de papel para cupcakes con la ayuda de una cuchara, hasta ¾ de la altura de los cupcakes. Los horneamos durante 20 minutos a 180ºC y luego, lo dejamos enfriar.

Para la decoración, derretimos el chocolate blanco en un baño con agua. Con una batidora mezclamos la margarina con azúcar glass, extracto de almendras y, finalmente, añadimos el chocolate blanco derretido. Lo batimos hasta que todos los ingredientes se mezclen. Por último, decoramos los cupcakes con la crema y las almendras picadas formando un nido.

Cortamos la gelatina en pequeños triángulos para crear los picos y las alas de los pajaritos, uniéndolos a las almendras cubiertas de chocolate blanco con la ayuda de chocolate derretido. Con el chocolate derretido dibujamos los ojos de los pajaritos. Luego colocamos los pajaritos sobre los nidos y ya tenemos listos los cupcakes de nido.

You may also like...

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *